Artículos

  • ¿Qué es el Ku Klux Klan?
  • ¿Qué es el Ku Klux Klan?
DOI: 10.5354/clr.1922.9969

Resumen

Abstract

¿QUÉ ES EL KU KLUX KLAN?

SU ORIGEN – SU OBJETIVO – SUS MEDIOS DE ACCION

KU KLUX KLAN

Conocida con el nombre que encabeza estas líneas, apareció por primera vez en Pulasky, Tennessee, durante el año 1866, una sociedad secreta, organizada por los ex-soldados Confederados que retornaban a sus hogares al finalizar esa guerra. Sus incógnitos miembros, recorrían en ritual procesión nocturna, montados a caballo, armados y cubiertos con blanca túnica, emblema del “Imperio Invisible”, las calles de los pueblos y ciudades sembrando el terror entre los habitantes, los cuales creían que los soldados caídos en la guerra, se levantaban de sus moradas y en forma de espíritus retornaban al pueblo y recorrían silenciosamente las calles. Ante el pueblo aterrorizado, los ultrajes del K. K. K. eran cada día más feroces y numerosos. Sus filas se multiplicaban de día en día, y en muy corto período de tiempo, esta organización se extendió por toda la república, pero pronto fue reconocido el peligro de este organismo naciente, el cual absorbía las funciones de las autoridades y estas, celosas de quedar anuladas, han pretendido exterminar al enemigo, dictando leyes severas que castigaban hasta con 21 años de prisión y con la horca a los que cayeran en manos de la ley, y que pudieran probarles tanta barbaridad cometida. Muchos fueron a parar a presidio por largo tiempo. Poco a poco fue quedando fuera de moda y desapareció todo, excepto los crímenes cometidos que, imborrables, pasaron a la historia, hasta que en el Otoño del año 1915, apareció públicamente una extensa proclama, dirigida al Mundo Entero y titulada KU KLUX KLAN “Quien, porqué y para qué”. Se nombraba en dicha circular como “Majestad Imperial” del Imperio Invisible su mismo autor, señor William Joseph Simmons, el cual afirmaba que aquella declaración era el producto de 20 años de estudio. El moderno Ku Klux Klan de hoy, está compuesto de autoridades y burgueses de alto rango, tal como gobernadores, jueces, legisladores, jefes de policía, banqueros y gerentes de grandes empresas comerciales, los cuales se hacen llamar entre ellos, “Caballeros del Imperio Invisible”. Sus acciones canibalescas, superan al terror y el espanto que en el mundo sembraron los inquisidores que vivieron en los tiempos de Isabel la Católica. Aquellos, armados de crucifijo y puñal, cubiertos de negra túnica, en nombre de la “Compañía de Jesús” arrebataban violentamente a su víctima la libertad y más tarde la vida, en los tétricos calabozos de tortura, para satisfacer las iras salvajes de su Dios sediento de sangre humana, y estos, en nombre del becerro de oro; armados de rifles, soga y bandera, alquitranan, empluman, ahorcan, fusilan y queman; y para ocultar sus numerosos crímenes, su cobardía y sus manos ensangrentadas, se cubren con el antifaz de la ignominia, y como emblema de modernos inquisidores llevan sobre sus hombres una blanca túnica.

EL IMPERIO “INVISIBLE” SE HIZO VISIBLE.

Los llamados Caballeros del Imperio “Invisible” hubieran continuado envueltos en el misterio, a no ser por un conflicto que surgió entre sus oficiales, por ambición de puestos y nombramientos, cuya discordia ha producido Un judas en la persona de Henry P. Fry, uno de sus activos organizadores, el cual vendió los secretos de la organización al “World” periódico de New York, en el cual publicó una serie de 21 artículos. En ellos nos dice que, “Los miembros todos juran obedecer estrictamente las órdenes del “Emperador” y todos los métodos se consideran justificados para hacer obedecer a los demás, los principios de la Supremacía de los blancos y otras doctrinas sobre las cuales está basado el “Klan”. Por el mismo H. P. Fry, hemos sabido que: “Cada nuevo miembro paga diez dólares de entrada, y seis cincuenta por la túnica y antifaz, y hay en poder de la organización en calidad de fondos, un millón cuatrocientos ochenta y ocho mil setecientos diez dólares. Para el “Emperador Simmons, fue comprado un palacio por 25 mil dólares, y 24 mil fueron empleados en la Universidad Lanier, cuyo presidente o sea el mismo “emperador” cobra como salario 12 mil dólares anuales. El “Palacio Imperial” en Atlanta, Ga., costó 75.000 dólares. Cuantos han entrado a él, afirman que no son capaces de volver”. Esta organización es política y militar, con un lema que dice: “Somos ojos que todo ven y oídos que todo oyen”. “Hay en cada pueblo una lista alfabética, con todos los nombres de los habitantes, indicando cada uno su religión, su moral, su negocio, sus costumbres, sus amistades y sus relaciones”. El jefe de policía en Norfolk, Va., en una ocasión ofreció a la local de su distrito 260 rifles para usar en caso de necesidad. En el preámbulo de dicha organización terrorista burguesa, hay una cláusula que dice: “Nosotros excluimos a los Hebreos, por que no creen en la religión Cristiana. Excluimos a los Católicos, por que son fieles a una institución extraña al gobierno de los Estados Unidos. Queda excluido cualquier nativo americano que sea miembro de la Iglesia de Inglaterra o cualquier otra Iglesia extranjera. Para asegurar la supremacía de la raza blanca, creemos en la exclusión de los de raza amarilla y en la negación de los derechos de ciudadano libre al negro. Fue un acto de Dios el hacer la raza blanca superior a todas las otras. Por obra de la Providencia, el negro fue creado para siervo. Nosotros no albergamos prejuicio de razas. El negro nunca tuvo, ni tiene hoy, mejor amigo que el K. K. K. El negro que respeta la ley y conoce el lugar que debe ocupar, nada debe temer de nosotros...” “Nunca obramos hasta que somos llamados, pero cuando es necesario tenemos una gran fuerza, invisible y misteriosa, que aterrará los corazones de los que falten a la ley...” Y en otra se lee: “Esta organización fue perfeccionada clandestinamente y es capaz de cumplir su misión, solamente cuando el secreto absoluto es preservado. A Ud. le es prohibido decir a ninguna persona en el mundo, ni a su propia esposa, que Ud. es miembro de esta organización; si alguno le pregunta a Ud. directamente, niéguelo aunque sea ante los tribunales y bajo juramento. Si el extranjero que Ud. solícita para venir a ser ciudadano del “Imperio Invisible” le pregunta si es ciudadano, niéguelo; pero Ud., sin embargo, podrá decir que nunca lo ha solicitado ni piensa hacerlo”.

LAS FUNCIONES DEL KU KLUX KLAN.

Desde que había aparecido públicamente la proclama, “Al Mundo Entero”, ha transcurrido algún tiempo sin dar señales de existencia la temible K. K. K. hasta que en 1920, principió su nombre a figurar frecuentemente en la prensa noticiera, y mientras unos periódicos combatían sus actos salvajes, había otros que no sólo los defendían, sino que exhortaban a los inquisidores a repetirlos con mayor frecuencia. En Octubre 21, “La Tribuna” de New York, decía que un cierto Peter Mc-Mahon, del Yonkers, mientras viajaba hacia el Sur, para ayudar a una señora en una disputa sobre su parte en la herencia de un pariente, fue sacado del tren en Trenton, S. C., por una cuadrilla de hombres vestidos con el hábito del Ku Klux, los cuales trataron de lincharlo. Aquella gente después de apalearlo, lo obligó a firmar una declaración contraria a los intereses de su cliente. Diez días después, en víspera de las elecciones en Jacksonville, Florida, quinientos miembros del K. K. K. salieron en procesión nocturna y silenciosa por las calles de la ciudad, montados, armados y con todo su uniforme; esto según el “New York Times” no era más que un aviso a los negros, para que no cometieran atropellos al día siguiente en los colegios electorales.

LOS ULTRAJES DE TEXAS.

En la primavera de 1921, se desencadenó en Texas, una serie de atropellos perpetrados todos ellos por bandas de enmascarados y tan parecidos, que cualquiera diría que eran todos de un mismo origen. Entre las personas ultrajadas aparecen blancos y negros, hombres y mujeres. En Galveston, Tex., el “Daily News” de Julio 19, publica una lista de 19 de estos incidentes ocurridos en Texas solamente, desde el primero de Abril, cuando una banda de enmascarados sacaron de un Hotel en Dallas, a un joven negro allí empleado, y lo llevaron a un campo cercano en donde lo apalearon con látigos y luego le grabaron con ácido en la frente las iniciales K. K. K. En julio 16 en Tenaha, una joven blanca fue secuestrada de la puerta de un Hotel, por varios enmascarados con blancos uniformes, llevándola a varios kilómetros al campo donde fue desnudada, embreada y emplumada; y en tal estado devuelta a la ciudad... Proclamas de “atención” firmadas por el Ku Klux Klan y dirigidas a los “vagos y propagandistas” aparecieron en numerosos lugares, incluso en el Capitolio del Estado y en lugares tan separados como Houston, Beaumont, Dallas, Waco, Belton, Goose Creek, Fart Worth, Glidden, Deweville y Timpson, en cuyos lugares, numerosos hombres han sido secuestrados y maltratados por bandas de enmascarados. En algunos casos sólo fueron golpeados, pero en otros fueron embreados y emplumados en adicción. Entre las víctimas ha habido gentes de todas las clases y credos; de buena y mala reputación, por ejemplo Sherwood Vinson, hijo de un respetable residente de Lufkin, Tex. Su padre escribe diciendo: “Mi hijo de 19 años Sherwood Vinson, recibió por correo una carta, en la que le ordenaban se fuera inmediatamente del pueblo y aconsejara a sus amigos a que se fueran con él, yo llevé la carta al “Gran Jurado” y pedí al juez dijera a mi hijo si había violado la ley. Pero nada, que yo sepa hicieron. Más tarde agarraron a mi hijo en la calle y amenazándolo con un revólver lo metieron en un automóvil y lo llevaron al bosque, donde lo alquitranaron y emplumaron trayéndolo de vuelta a las calles de Lufkin donde lo abandonaron; y nuestro Sheriff no hizo caso ninguno, ni por el revólver ni por el crimen. El muchacho dice que él conoce a los que lo atropellaron”. En idéntica forma había sido tratado un soldado que por la patria había peleado en Chateau Thiery. En Miami Florida, Julio 17, el Rector Inglés de la Iglesia del barrio de negros fue secuestrado, alquitranado y emplumado por enmascarados. El día anterior, un anciano campesino fue igualmente maltratado y golpeado con látigos. El 23 de Julio un hombre y una mujer recibieron igual tratamiento en Birmingham, Alabama. Y de continuar narrando hechos de esta naturaleza, no acabaríamos nunca.

“AMERICA”